El Hombre Sentado a la Puerta

¿Cómo era esa historia?… Ah sí, la del hombre sentado a la puerta. No sobre. No delante. No en ella. Estaba sentado como quien está sentado a la mesa, preparado, pero sin hacer nada más que estar.Hombre a la Puerta

Siempre estaba allí. Miraba a diestra y siniestra, arriba y abajo. A veces, alguien respondía a su mirada. Incluso había personas que se paraban frente a la figura sentada. Simplemente, detenían su marcha y se quedaban ahí, de pie. En ocasiones, sólo estaban un rato en silencio mirando con curiosidad al hombre y a continuación, seguían su camino. Otras veces, había personas que cruzaban alguna palabra desde la situación de atalaya que les brindaba el estar de pie. Y es que la gran mayoría no se atrevía a acercarse más. Era un hombre sentado a la puerta, demasiado extraño para estos tiempos que corren…

A pesar de todo, fueron más de dos los se atrevieron a sentarse al lado del hombre. Charlaban algunos ratos. Ratos que a veces eran minutos, otras veces horas y, en escasas ocasiones, noches enteras.

Cuando alguien le preguntaba el motivo de estar a la puerta, siempre respondía que una vez se convirtió en el hombre que toda mujer querría, pero que ninguna desearía. Un día se dio cuenta de que ya era tarde para dejar de serlo. Incluso, no recordaba como era antes de ser ese tipo de hombre.

La gente en el mundo de lejos

Desorientado, vagó buscando en los demás y sólo encontró un punto de no retorno; lo que sospechaba. Así que se detuvo y se sentó a observar al resto de personas del mundo. Quería llegar a comprender a la gente. Quería entender por qué dicen las cosas que dicen y por qué hacen las cosas que hacen. Quería comprenderlo para un día cualquiera levantarse y caminar cómodamente con la gente que pasaba todos los días por delante de él.

Cuando le preguntaban si esperaba a alguien, decía aguardar a alguien que le esperase a él. Acompañaba su respuesta con una mueca de sonrisa, bajaba la mirada y a continuación decía pero, sé que ese alguien también estará sentado a otra puerta.

Oriencidental

Venga pa’quí y pa’llá. Ni me paren, ni me quiten lo bailao, que parar es muerte y la muerte da miedo porque en occidente ya no sabemos qué hay detrás. Hace un tiempo lo sabíamos – vive Dios –, pero se nos fue de las manos por que nos distrajímos con otras cosas consumistas y comunistas. Y mentando a la bicha, piensen en los chinos. Ellos sí que saben, no como nosotros; blancuzcos ojipláticos adoradores de muñequitos gores barbudos. Miles de años de tradición pinchándose con las agujas de los pajares y respetando a sus viejos como señores de edad que son. Será por eso que los mayores chinos parecen antiguos más que viejos. Será porque siempre han estado ahí; observando a los locos occidentales, diciendo «ya vendréis, ya». Pero, nadie viene. Así que mandan a sus vástagos a avisar. Y sus vástagos se pierden entre las tragaperras, el kitsch barato y los ultramarinos seven-eleven de barrio.

Amarrado motorizado

Al final, si los chinos nos quitan algo, que nos quiten lo bailao, que la angustia vital a occidente no se la quita ni Dios, ni el tai-chi, ni el prozac.

Banda Sonora recomendada:
“Occidente” x Los Enemigos – La cuenta atrás (1991)
http://www.seriezeta.com/k/recursos/musique/enemigos.occidente.mp3

Letras amusiK.das – Amiguita ansiedad

Cabeza de Mujer - Stephan BalkenholSegunda muestra de posibles canciones sin música, pero con letra del lado sano de la cabeza de Sr.K. Dedicado al mundo ansioso en el que vivimos y a la agradable coincidencia de recuperar antiguos escritos.

Disfruten:

Amiguita, amiguita.
Mi amiguita la ansiedad.
Bello nombre te pusieron
para ser un malestar.

Aunque a veces vas y vienes,
soy vivienda habitual.
Entre las tripas y el pecho
siempre hay hueco para estar.

Amiguita, amiguita.
Traicionera y tan sagaz
que aprovechas que estoy solo
para entrar sin avisar.

¡Buenos días! Me sonríes
y yo aún sin levantar.
Me acosté contigo anoche.
Dabas vueltas sin parar.

La química entre los dos
siempre te hace recular
y aunque empieces la maleta
nunca la terminarás.

Ni me quieres ni te quiero
y aunque quiera no te vas.
Ya no sé ni como echarte.
Tú no quieres ni marchar.

Anterior entrega de Letras amusik.das.

Nos

Ayer estuve en el futuro y me encontré con todos nosotros. Ayer nos vimos más viejos y descubrimos que teníamos todo lo que habíamos buscado. Descubrimos las huellas que la lucha había dejado en todos nosotros: alguna sonrisa amarga, alguna mirada triste y algún sarcasmo poco afortunado.

Ayer, en el futuro, nos encontramos, pero ni en lo más alto ni en lo más bajo. Nos vimos completos, no sé si felices, pero tan sabios que sonábamos hasta resabiados. Y nos dimos un abrazo grande y cálido que nos hizo llorar a todos y después nos quedamos en silencio con un nudo en la garganta.

Los pasos por andar

Pensé entonces, en aquel futuro, que eso era ya el final y me entró miedo. Miedo a vernos quietos, congelados, inertes con todos nuestros objetivos cumplidos y un gran vacío frente a nosotros. Busqué con desesperación en nosotros esa chispa que nos impidiese lanzarnos a esa nada que retozaba delante de nosotros. Justo antes de gritar de impotencia, descubrí que todos nos mirábamos. Y así, de repente y al unísono, una sonrisa cómplice y sincera surgió en todas nuestras caras.

Ayer estuve en el futuro y me encontré con todos nosotros y volvimos a ser los mejores y con eso nos bastó para seguir adelante y sortear de nuevo ese vacío que a tantos se llevó por el camino.

Banda Sonora recomendada para una época:
“Horizonte eléctrico” x Los DelTonos – Sólido (2003)

Entradas de Sr.K que concluyen y comienzan en ésta:
» Horizonte eléctrico
» Azul y naranja o una historia del oeste
» Vencidos – Melancólico miserere

Dedicado a todos los compañeros/as y amigos/as que tuve, tengo y tendré. El camino se anda mejor en compañía. Suerte y… áal toro!

VídeoTrayectos vol. VII: Santiago (en dos partes) 02.09.08

Por cuestiones técnicas – y por cuestiones estético-conceptuales, aunque no lo parezca – este VídeoTrayecto está dividido en dos partes. Disfruten de la proyección.

gentes – 1 no-santo – tuna compostelana – misa de peregrinos de las 12 con monja y curas – gaiteriro en prácticas – give me 5, man! – r.i.p.s – o blanco tren – (triste) propina en el suelo – balaustrada con praza do obradoiro al fondo

gentes – calles – nombres curiosos – gaiteriro de los buenos – eh, colega ¿y mi cerveza? – gentes – perrico – más gentes – culebra de hierba

Todos los VídeoTrayectos de golpe en la Categoría VídeoTrayectos.
Lo que prentenden ser los VídeoTrayectos se puede conocer en su primera publicación.

VídeoNavideces

Código para incrustar vídeo:

<embed src=”http://blip.tv/play/gqg14vYUAA” type=”application/x-shockwave-flash” width=”600″ height=”366″ allowscriptaccess=”always” allowfullscreen=”true”></embed>

El vídeoclip de Navidez Rock (villancico sucedáneo).

[V�DEO EN BLIP.TV]
[V�DEO EN YOUTUBE]

La canción disponible para descargar:
[DESCARGA EL MP3 AQU�]Safe Creative #0812161758061
[LETRA DE LA CANCIÓN AQU͍]

Y no dejen de visitar el myspace para escuchar más canciones: www.myspace.com/elsrk

Disfruten y difundan el vídeo. Hasta el año que viene, amighos.

Save the Deers – Salvemos los Ciervos

Entrañables, aunque de toscas formas y comportares, los ciervos de barra son una especie que desde hace un tiempo no se tiene en suficiente consideración. A pesar de que su hábitat cada día se ve mejorado por los empresarios hosteleros concienciados que semana tras semana abren más lugares donde los cérvidos pueden abrevar a placer y dar lo mejor de si mismos, existe una grave amenaza hacia ellos y su medio ambiente.

Salvemos los Ciervos, Porque ellos lo valen

La campaña Save the Deers – Salvemos los Ciervos (S.D.-S.C.) quiere conseguir en cada ciudad del mundo un espacio de convivencia adecuado para el desarrollo físico y ligeramente intelectual del ciervo de barra. La campaña tiene un cariz preventivo ante la creciente ola de anti-ciervismo que la organización Deer’s Right Watch (Reloj Derecho de Ciervo) ha descubierto a raiz de un reciente estudio realizado por el I.I.R.C.. La principal conclusión del estudio es que la cultura alternativa y las actividades culturales clásicas pueden llegar a acabar con el medio ambiente de los cérvidos a nivel global.

Ciervos en su hábitat

La proyección de futuro es pesimista: de aquí a unos cuantos años los pubs, discotecas y bares de raggatón que son territorio de caza de los ciervos desaparecerán o por lo menos su número quedará reducido hasta un punto en el que la población cérvida tendrá que emigrar hacia otros lugares de pasto como salas de teatro alternativo o bares de decoración estridente y con música que sólo conoce el pinchadiscos. Esta reducción será consecuencia de la exclusión social a la que se verán relegados por la presión de los partidarios de la cultura poppie que cada vez son más irrespetuosos y condescendientes con los ciervos al criticar cruelmente los habituales abrevaderos de la especie en peligro.

Por otro lado, existe un grave problema también a largo plazo para la perpetuación de la especie. Sus técnicas de cortejo son cada vez menos efectivas, por lo que las posibilidades de aparearse y reproducirse empiezan a reducirse. Aparte del bien conocido estómago de la especie en sus gustos sexuales sobre todo a última hora, las féminas que se rinden a sus encantos son cada vez de peor calidad. Asistiremos en próximas generaciones a una degradación genética de la especie que será fatal para su supervivencia. Perderemos, a la postre, el típico sonido de la berrea de verborrea piropil de las noches de celo, que son todas.

Sr.K se hace eco de esta campaña y apoya esta buena causa. Si tú la apoyas ámuévete!. Hacen falta más hechos y menos palabras.

…y recuerda: por la noche, todos somos ciervos.

*Diseño del logo sobre una base del Official Seal Generator descubierto gracias a Blogófago.